viernes, 20 de octubre de 2017

NUEVAS FÓRMULAS PARA SACAR DINERO A LOS CONDUCTORES

Imprimir

De nuevo en el objetivo de los amigos de lo ajeno, los conductores. En esta ocasión se trata de una fórmula sofisticada de aproximación a donde más nos duele, que no es otra que el bolsillo. La propia Dirección General de Tráfico nos advierte de que a través de las redes sociales se ha detectado una organización que se dedica, utilizando documentos falsos aunque muy parecidos a los de la DGT, a enviar avisos de denuncia por exceso de velocidad. El fraude consiste en que usted recibe en su correo (que es la primera pista a tener en cuenta, atención, porque Tráfico no mantiene con los conductores contacto alguno a través de correo electrónico) un aviso de denuncia porque en la carretera tal, tramo cual, a la hora tal y por el cinemómetro número tal, circulaba, por ejemplo, a 80 kms. hora cuando debía hacerlo a 50. Según este aviso deberá abonar 300 euros y la retirada de dos puntos de su permiso de conducir. Lógicamente, como estos listos no tienen ninguna referencia sobre usted, lo que hacen es enviarles al mismo tiempo una especie de formulario a rellenar en el que les piden desde el DNI hasta el número de la cuenta bancaria. Naturalmente, llegados a este punto seguro que muchos de ustedes habrán caído en la cuenta de lo anormal que es esta fórmula para que sea utilizada por la DGT para el aviso de denuncia y el cobro anunciado, pero sepan que no todos los que han sido notificados de esta original y fraudulenta forma han caído en la cuenta y simplemente se han decidido por el camino fácil, o sea, borrar de su correo esta demanda y olvidarse de ella.

Para empezar a situarnos, Tráfico, repetimos, no mantiene relación alguna a través del correo electrónico con los conductores ni cuando tiene que informarles de cualquier variación de las Normas o por una denuncia. Para eso siempre utiliza el correo certificado y así lo seguirá haciendo, ya que ha querido dejar claro que para nada puede ligarse su sistema de comunicación con la falsificación que estos manipuladores hacen entrando en  el correo de los conductores. Por otra parte, el que nos obliguen a informarles de unos datos que solo son y deben ser conocidos por nosotros, porque recordemos que se trata de su DNI, cuenta bancaria, residencia, etc., ya debería alertarnos de que algo va mal. Lo que sí se sabe es el despliegue masivo que han realizado estos mangantes de tres al cuarto entre los usuarios de toda España, que han sido de miles de correos y, lo que es peor y más preocupante, que han sido muchos los que han caído en la trampa y han abonado la multa al tiempo que les han abierto las puertas de su cuenta bancaria para que puedan seguir apropiándose del dinero que quieran hasta que salten las alarmas. Cuentan algunos de los afectados que todo les pareció normal, el timbrado de las cartas, la seriedad y el tono de su redactado; algunos, además, ni siquiera se pararon a pensar que ellos no estuvieron en el tramo que aseguran fue cazado a más velocidad de la permitida.


Evidentemente, una fórmula más que se une a otras conocidas que tiene como  único objetivo sacarle el dinero a los usuarios de vehículos a motor. El consejo de la DGT y el nuestro es el mismo: si recibe un correo de este tipo desconfíe inmediatamente, ya que, entre otras razones, Tráfico no informa a nadie de que ha sido denunciado a través del correo electrónico. Es sencillo y elemental. No caigan en la trampa. Es un timo más en el que han caído muchos conductores y que ahora se lamentan de no haberse informado antes de abonar la supuesta denuncia.       

miércoles, 18 de octubre de 2017

MAÑANA, DÍA CONTRA EL CÁNCER DE MAMA

Imprimir


Mañana compartiremos el Día contra el Cáncer de Mama, una cita anual cuyo fin es concienciar a la sociedad de la importancia que tiene su detección precoz al tiempo que centra la atención en importantes cuestiones sobre el desarrollo de la enfermedad. La Asociación Española contra el Cáncer, una de las más activas y concienciadas de las conocidas, trabaja anualmente precisamente para dar a conocer a la sociedad en general la importancia de su convocatoria. De hecho, es precisamente la campaña contra el cáncer de mama la que más acciones emblemáticas realiza a lo largo del año. Por eso la convocatoria de mañana es una gran oportunidad para destacar los mensajes relacionados con la detección precoz de este tipo de cáncer. Se trata de una valiosa  oportunidad que permite que el mensaje llegue a la calle y más concretamente al conjunto de ciudadanos, ya sean hombres, mujeres, niños o jóvenes. Por eso este día y la campaña en general de la Asociación tiene fijado su objetivo muy claramente: a la población en general, y muy especialmente a la femenina. Y es que concienciar a las mujeres de por qué hacerse una mamografía asumiendo que es la mejor forma de diagnosticar precozmente esta enfermedad acaba siendo determinante.

Aunque todos los días 19 de octubre el objetivo es informar, este año es informar a las mujeres mayores de 40 años sobre los aspectos más relevantes del cáncer de mama. La campaña, por tanto, pone de manifiesto la elevada  incidencia del cáncer de mama entre la población femenina, concretamente una de cada ocho mujeres desarrollará un cáncer de mama a lo largo de su vida. Sin embargo, la supervivencia ha mejorado notablemente en los últimos años, y es que las mamografías periódicas y el avance de los tratamientos permiten tasas de curación del 90 %. Por eso la campaña que podemos ver en televisión, prensa escrita y carteles está protagonizada por una mujer superviviente de cáncer de mama que lanza un mensaje positivo al resto de mujeres sobre la superación de la enfermedad:
“Yo he superado un cáncer de mama”. Por otro lado, como en la Asociación Española Contra el Cáncer saben que un diagnóstico de cáncer genera muchas preguntas y necesidades nuevas, ofrecen su programa
Mucho x Vivir,  creado para responder a todas las dudas y preocupaciones de las mujeres afectadas por la enfermedad. Para ello ponen a su disposición profesionales especializados, como psicólogos, trabajadores sociales, fisioterapeutas y voluntarias que podrán ayudarlas a afrontar la enfermedad.


Relatado el mensaje, encauzado para que llegue al mayor número de personas que nos puedan leer o escuchar y convencidos de que enfrentarse a esta terrible enfermedad es posible porque la recuperación controlada por la Medicina alcanza a más del 90 % de la población femenina, de lo que se trata es de que apoyemos a esta asociación en la totalidad de sus necesidades, desde el voluntariado a la ayuda económica, convencidos de que hoy es por los demás, pero mañana puede ser por nosotros. Como decíamos al principio, la Asociación Española contra el Cáncer es una de las más implantadas en el país, sin duda la que más se hace notar y la que, gracias a su entrega, esfuerzo y aportaciones económicas, ha conseguido que sean millones las personas que trabajan en sus diferentes programas y, lo que es mejor, la que más y con mayor éxito ha contribuido a que la Medicina se haya volcado en la consecución de mejores terapias y medicamentos para controlar la enfermedad. Sin duda, mañana será un buen día para hacerles llegar nuestro afecto y ánimo en la consecución de sus objetivos. Sentirse queridos, saber que no están solos en sus retos y ponerse a disposición del logro de sus objetivos creemos que sería el mejor regalo que podemos ofrecerles.      

martes, 17 de octubre de 2017

NI ESTÁN TODOS LOS QUE SON NI SON TODOS LOS QUE ESTÁN

Imprimir


La crisis catalana, que no dude nadie que nos pasará factura a todos, se alarga en el tiempo, que no sabemos si se trata de una estudiada estrategia de los sublevados o una forma de agradar a quien tiene la ineludible obligación de tomar las decisiones que todos tememos. Situados en el centro del asunto, comprobamos que llevamos un tiempo incumpliendo una regla de oro en la que no hemos caído la mayoría y que no es otra que la que asegura que no se debe generalizar. Sin embargo, el sentimiento mayoritario del resto del país es todo lo contrario, asegurando que los catalanes son esto o aquello, cuando siendo justos deberíamos decir que algunos catalanes son separatistas frente a quienes no lo son ni se lo han planteado nunca. Y lo hemos visto en la calle, que es donde mejor se percibe la realidad, cuando comprobamos que el número de ciudadanos que salieron a la calle en Cataluña a exigir el no a la independencia fue mucho mayor que los que la pedían al tiempo que se llevaban todo por delante, que es una manera nada original, pero sí muy efectiva, de parecer que son más en el recuento. De hecho, todas las convocatorias firmadas por los independentistas han acabado con el mobiliario urbano mermado, con cristales de escaparates, mesas y sillas de terrazas saltando por los aires, además de sangre. Ocurre que, en una acción conjunta, perfectamente diseñada y una magnífica interpretación de los que luego serían testigos en las investigaciones policiales, los malos de la película han resultado ser los agentes de la policía nacional y la guardia civil, que no solo han sufrido en sus carnes los golpes que les han propinado los alterados manifestantes, sino que los han vejado públicamente ante la impasividad de sus superiores.


El president de la Generalitat catalana, señor Puigdemont, que viene jugando desde hace meses con los sentimientos del resto del mundo que no está de acuerdo con él y sus planteamientos independentistas, contestó ayer al Gobierno central el esperado y temido sí y no, es decir, que sí, pero no había declarado la independencia. No sabemos si finalmente tendrá o no importancia la respuesta, pero la puesta en escena desarrollada en la firma del discurso del president fue de lo más surrealista y ridículo que hemos visto en los últimos años. Entendemos nosotros que en un momento de tanta trascendencia como el pleno del sí o el no a la independencia de Cataluña, los gestos y las declaraciones acaban teniendo una gran trascendencia social y más cuando detrás se ha contabilizado tanto esfuerzo, tanto dinero tirado por la borda y tanto dolor entre aquellos que estaban convencidos de que se declararía la república catalana. Así las cosas, que ahora sepamos que entre estas personas se ha producido un revés que les pasará factura a los gobernantes, que son muchos los que han guardado banderas y emociones en un rincón de sus viviendas, es lo lógico y lo que estamos convencidos acabará creando una nueva realidad social. Aún queda la otra cita, la del jueves, que será cuando el Senado tomará cuenta de la respuesta del president y decidirá el sí o el no de la implantación de los artículos 116 y 155 de la Constitución española, y a ella debemos remitirnos a la espera de la evolución de los acontecimientos, aunque el encarcelamiento ayer de los “Jordi” por orden judicial ha dado un giro significativo a la crisis. Desde luego, no pinta nada bien y suponemos que finalmente se impondrá la ley y que ésta se encargará de poner a cada cual en el lugar que les corresponda. El problema es que servirá de bien poco, porque lo lógico es que el espíritu bélico de los independentistas acabará con la escasa paz social que se vive ahora. Al final del comentario, volvemos al inicio recordándoles que en este relato no están todos los que son ni son todos los que están.  

lunes, 16 de octubre de 2017

MAREJADA EN EL AYUNTAMIENTO

Imprimir

 Las tripas de la Casa Consistorial andan revueltas, como si de una indigestión o gastroenteritis circunstancial se tratara. Cronológicamente, le corresponde el turno al Partido Popular, que para eso salió antes al atril a contarnos que algo iba mal en la Concejalía de Personal y que, debido a eso, le llegaban repetidamente quejas de los trabajadores del orden de cambio de actividad, cargas de trabajo, imposibilidad para conciliar la vida familiar y la laboral, etc. Y, eso sí, que para eso puso especial énfasis el portavoz popular en sus afirmaciones, de forma poco democrática. Inmediatamente después, el comité de empresa al completo, es decir, el que agrupa las diferentes corrientes sindicales elegidas por los trabajadores, se pone a trabajar y entregan en manos de los medios de comunicación un escrito que no deja precisamente en buen lugar las denuncias del partido y de su portavoz, ya que echan abajo las declaraciones y las conjeturas que alrededor de este tema se han ido desprendiendo. Al final, poca cosa, aunque si lo que se pretendía era desestabilizar el sistema, el día a día del funcionariado de nuestro Ayuntamiento, algo sí que se ha conseguido, pero sobre el fondo de la cuestión que lo ha generado, más bien poco. Así, viendo el esfuerzo de las partes y teniendo en cuenta el origen, que no era otra cosa que el interés familiar de unos en contra de la estabilidad laboral del resto, lo podemos calificar como de lamentable y nos quedamos cortos. Quizá califiquemos esta situación de esta forma porque a nosotros, desde siempre, hemos entendido que la política, sea local, nacional o autonómica, debe desarrollarse con un fin general y en ningún caso por intereses particulares. Cuando sea así, cuando sus objetivos no tengan relación con el bienestar general, debe imponerse el rechazo particular de quienes se sientan atacados o vilipendiados en sus convicciones. Desgraciadamente, por razones que no alcanzamos a interpretar correctamente, vemos que se han cuidado con total exquisitez, por parte de los denunciados, las palabras utilizadas para la confección de su comunicado. Los que se quejaban del maltrato dado a los empleados municipales quizás hayan buscado sus argumentos en esta ocasión demasiado bajo.     


El otro asunto informativo está ligado a la decisión de la hasta ahora concejala de Cultura, María José Bueno. Alega en su renuncia, que le ha obligado incluso a retirarse de la política activa, asuntos familiares. Ante planteamiento tan radical como íntimo, lo mejor es respetar su decisión, que, por otra parte, habrá justificado ante sus compañeros de partido, que es donde en realidad corresponde. Lo que ocurra a partir de ahora, es decir, en manos de quién recaerá la responsabilidad de esta importante Delegación municipal, que hasta ahora venía desarrollando con evidente éxito y esfuerzo, lo sabremos a lo largo de estos días y  estamos convencidos que se encargará de continuar con la labor iniciada. Las concejalías que soportan la cultura de una ciudad acaban siendo las más conocidas y reconocidas por parte de la ciudadanía, que participa activamente en la totalidad de la programación que desarrollan y que influye decisivamente en la valoración que en la calle se tiene del trabajo de sus políticos. En el caso de María José Bueno, la calificación debe ser de excelente valorando la totalidad del recorrido que ha realizado desde el instante en que tomó posesión de su cargo. Su incondicional entrega a su responsabilidad, el hecho de que no cerrara nunca las puertas de su despacho a nadie y que haya conseguido colocar a Andújar dentro del círculo cultural en un lugar de privilegio, debe servir de referencia para los que deberán enfrentarse con un proyecto en el que había mucho corazón y no siempre el dinero necesario para mantenerlo sano y fuerte. 

miércoles, 11 de octubre de 2017

RADIO ANDÚJAR CUMPLE 35 AÑOS

Imprimir

Este domingo, Radio Andújar cumple 35 años. Parece que el tiempo se hubiera detenido y que todo está como el día de la inauguración oficial, cuando el  por entonces director, Lorenzo Molina Gallego, con voz emocionada y delicada, dio la bienvenida a quienes les escuchaban en ese momento: “Buenas tardes, señores y señores. Transmite Radio Andújar, la voz de Sierra Morena”. A partir de ese día todo se ha precitado a nuestro alrededor, llevándonos y trayéndonos hacia la actualidad, en busca de lo noticiable, de lo comprometido, de la noticia trascendente… No siempre fue así, porque los inicios se limitaban a recoger la información que nos llegaba de la prensa escrita, tarea complicada y no exenta de riesgos, por cierto, porque no se contrastaban las fuentes, y eso en periodismo es jugársela. De hecho, en la actualidad casi nos ocurre lo mismo, aunque tenemos que decir que hemos profesionalizado los servicios informativos y hoy la Redacción de Informativos de esta casa ha conseguido un peso específico entre la ciudadanía y con altas cotas de credibilidad en todos los sectores sociales. Con todo, conseguir el favor del oyente solo se obtiene manteniendo la línea informativa y el espíritu que desde el primer momento ha guiado su línea editorial, porque detalles de este tipo no siempre nos han salido gratis por los diferentes intentos fallidos detectados para que la cambiáramos a favor de los intereses políticos y personales de no pocos destacados grupos y partidos políticos. Ocurre, no obstante, que cuando se elige defender los intereses de la ciudad que te da cobijo, que te permite usar su nombre,  que confía ciegamente en tu trabajo y que te hace partícipe de sus preocupaciones y alegrías, lo menos que puede esperarse de ti es coherencia. Hasta ahora creemos estar en la dirección adecuada y convencidos de que nada ni nadie nos hará ceder en nuestras pretensiones de consolidar nuestro proyecto.


Andújar demanda medios de comunicación comprometidos, dispuestos a llegar hasta donde sea necesario en el incondicional apoyo que deben dedicarle a las justificadas causas de sus vecinos y  vecinas, que no siempre están ligadas al mal estado de su barrio o su calle, sino que, una vez comprobado que el paso de la crisis le ha infringido un duro golpe, debemos dedicar nuestro esfuerzo a la consecución de sus objetivos. En nuestro caso, porque somos independientes, porque no tenemos más interés que el bienestar de todas y de todos, porque confeccionamos a diario una programación de 24 horas hecha exclusivamente por y para las gentes de Andújar, porque tienen cabina todos los colectivos que lo solicitan y porque tenemos la costumbre de llamar a las cosas por su nombre, de decir la verdad en todo momento y por criticar lo que creemos que lo merece, al mismo tiempo que se nos ha hecho un importante hueco entre nuestra considerable audiencia, hemos sido obviados en varias ocasiones, especialmente desde donde se repartía el dinero público que se invertía desde el Ayuntamiento en publicidad. Pero nos dio igual. Supimos reducir al mínimo nuestras ansias por prosperar y armarnos de paciencia a la espera de tiempos más democráticos, gracias, eso sí, al esfuerzo realizado por los trabajadores, que se llevaron la peor parte del cerco político al que fuimos sometidos. Como nos habían dicho nuestros maestros, ellos se han ido y nosotros seguimos en el mismo sitio. Así, si vuelven, ya sabemos a qué atenernos y por eso quizá nos duela menos. Treinta y cinco años para una empresa, sea cual sea su dinámica, es mucho tiempo. En el caso de un medio de comunicación estamos por asegurarles que es una victoria y no menos un milagro. Por eso la compartimos con todos ustedes, porque han sido los verdaderos artífices a lo largo de todo este tiempo. Gracias por su apoyo, su compañía y sus consejos. No les abandonaremos, al contrario, mejoraremos nuestro trabajo en favor de una mejor aproximación. Prometido.                      

martes, 10 de octubre de 2017

EL SANTUARIO Y SU CARRETERA

Imprimir


El Gobierno de la nación es el responsable, único y directo, del pésimo estado en el que se encuentra la autovía de Andalucía. Lo hemos hecho saber allí donde podían darnos cuenta de qué decisiones están por tomar, si es que existe alguna, y fechas para el inicio de la mejora. Como pueden comprobar, una cosa es lo que nosotros digamos y otra bien diferente es el caso que nos hacen. La Junta de Andalucía hace lo propio y, a la pregunta de para cuándo la mejora de la A-311 (Andújar-Jaén), practica el no se oye nada. Ahora le recordamos, también al gobierno autonómico, el mal estado en que se haya la carretera que une Andújar con Puertollano, en la provincia de Ciudad Real. El firme deja mucho que desear en todo su recorrido y muy especialmente hasta el límite de la provincia, sin peraltado, con los laterales que son auténticos cuchillos para los neumáticos y una estrechez que hace el viaje muy peligroso. Bien, pues a todo esto debemos sumarle el  tráfico que genera a diario y el enorme trasiego de vehículos que tiene lugar los fines de semana, especialmente cuando coinciden acontecimientos como la romería, la romería blanca o la aparición. Sin embargo, por las viviendas que se ocupan los fines de semana, las diferentes citas que convocan las peñas romeras que fomentan la devoción a la patrona, las subidas a pie, a caballo y en mulo que se organizan prácticamente todos los fines de semana y los fieles que, procedentes de todos los puntos del país, acuden a visitar la basílica-santuario, el número de vehículos de todo tipo y tamaño (turismos, camiones articulados y rígidos, autobuses, tractores, motos y muchas bicicletas…) es sencillamente inviable en los momentos más álgidos. Es decir, que no se trata de una caprichosa reclamación o demanda de una vía de comunicación con dos o tres carriles ni nada por el estilo. Sí, con total rotundidad, la mejora de esta carretera en su totalidad: su anchura, la incorporación de un arcén, una señalización adecuada, mejora de algunos tramos repletos de curvas absurdas, creación de zonas en donde detener un vehículo, etc., etc.


Estas cifras y los datos que aportamos en este comentario nos parecen lo suficientemente elocuentes como para documentar nuestras demandas de una mejor vía de comunicación y un mejor equipamiento general del poblado. Se trata de facilitar el acceso, de proporcionar al visitante y al lugareño los servicios mínimos necesarios para su comodidad y seguridad, de hacer atractivo un lugar que por sí solo y apoyado en la infinita devoción que se tiene a la Virgen de la Cabeza, se ha ido haciendo a sí mismo con escasos recursos oficiales y por sus peculiaridades religiosas y de entorno.  No obstante, si observamos y sufrimos el mal trato que recibe el mismo parque natural Sierra de Andújar, mal tenemos el panorama, pero lo que pretendíamos lo hemos hecho: denunciar lo que a todas luces nos parece un lujo insostenible. Y eso que no echamos mano del agravio comparativo que supone el parque natural de Cazorla y su equipamiento, porque entonces alcanzaríamos cotas de cabreo incalculables. No se trata de que en este recinto natural no se invierta, que sí, pero que se haga al mismo tiempo en el resto de los parques naturales, es decir, Despeñaperros, Mágina y Andújar. Recordemos que en el caso de la carretera que hace permeable la basílica-santuario, de lo que se trata es de que la sometan a una renovación completa, porque son vidas humanas las que están en juego, y un buen ejemplo, repetimos, lo tuvimos el domingo a lo largo del desarrollo de la romería blanca.    

lunes, 9 de octubre de 2017

OTRA OPORTUNIDAD PERDIDA

Imprimir


Está claro que mostrar nuestra solidaridad, apoyar causas de gente que nos deben importar, no acaba de calar entre nosotros. Cierto que en una ocasión coincidimos en la demanda y fuimos capaces de echarnos a la calle para doblegar el no de la Junta de Andalucía para la construcción de un hospital comarcal que nos evitara lo que hasta entonces era un auténtico calvario, es decir, acudir al hospital de Jaén en busca de quienes debían sanar nuestros males. El detonante fue el desgraciado fallecimiento en ese camino  de una vecina de Andújar; a partir de ahí todo fue un clamor compartido por miles de gargantas que fueron apoyadas por buena parte de la comarca, que se unieron en la exigencia. Concentraciones, manifestaciones, medios de comunicación y caravana hasta Sevilla. Allí, hasta el palacio de San Telmo. Después de horas de espera, por fin, las autoridades que llevaban el mensaje hasta la Presidencia aparecieron ante los desplazados y gritaron ¡¡tenemos hospital!! Este momento y la pequeña historia que rodea a la demanda de un centro hospitalario para la ciudad y la comarca está marcada a fuego en la ciudadanía, que recuerda la marea humana como algo no vivido hasta entonces. Y es lo que decimos, ni lo volveremos a ver. De haberse mantenido el mismo espíritu, ¿alguien cree que a estas alturas, después de años de desasosiego, los damnificados por las riadas del río Guadalquivir seguirían reclamando lo que es suyo ante las sucesivas negativas del Gobierno y de Endesa?  Pues en esas están, pidiendo ayuda a la ciudadanía para que les apoye con su presencia en algo tan justo como es que alguien se responsabilice de un desastre que, de haberse evitado en su momento como venían reclamando, no les hubiera abocado a la ruina. Así de sencillo; así de doloroso.

La manifestación del sábado por la mañana en el Puente Romano, en honor a la verdad, superó con creces las expectativas de los organizadores, pero ni mucho menos el número de personas que acudieron a la cita pueden servirnos como una llamada imperativa al Gobierno, y menos conociendo a los interlocutores que tiene en la provincia, incapaces de interpretar correctamente el problema que padece nuestra ciudad desde hace años y que le mantiene en permanente peligro de inundación. Entre los discursos que tuvimos la oportunidad de escuchar, demandas de diálogo y urgencia es la respuesta que están obligados a darnos los respectivos gobiernos con responsabilidad, el central y el autonómico. Por el momento, inversiones ridículas si las comparamos con las realizadas por el Gobierno socialista, que superó los siete millones de euros y que dejó el río en unas condiciones óptimas para soportar riadas de importancia. La decisión de los actuales responsables políticos del país, de retirar máquinas y hombres y dejar las obras sin terminar, mantiene el peligro en pie. El ejemplo más sangrante, la eliminación de la presa de Marmolejo, señalada por los mismísimos técnicos del Estado como la causante de todos los males que nos amenazan. Sin embargo, ya ven ustedes: la callada por respuesta y el ahí te pudras es lo que hasta ahora han tenido a bien dedicarle a nuestros vecinos y vecinas afectados por las inundaciones. Por todo esto, que nos quejemos de la falta de apoyo que demandaba esta situación parece suficientemente justificado, aunque todo es cuestionable y aceptamos y valoramos sus opiniones como merecen. No obstante, el ejemplo que hemos dado a quienes nos citaron en nombre de su desgracia es evidente que no ha sido el adecuado ni desde luego el que ellos esperaban. Sin duda, otra oportunidad perdida.